Gorka Arechabaleta (1º de BBA), protagonista de un ironman muy emotivo

El alumno de 1º de Bachelor in Business Administration ha sido el participante más joven en la competición celebrada en Vitoria y todo por una buena causa.

La competición de ironman está considerada como la prueba deportiva más dura y exigente del mundo que se celebra en un solo día. Consiste en nadar 4 kilómetros en aguas abiertas, recorrer 180 kilómetros en bicicleta y después realizar 42,2 kilómetros a pie. Este reto deportivo lo ha superado con éxito Gorka Arechabaleta Guerrero, alumno de 1º de Bachelor in Business Administration y Master in International Finance, que además ha sido el participante más joven de la competición celebrada en Vitoria el pasado fin de semana. Una carrera para la que se ha preparado por una buena causa: rendir un homenaje a los padres de un amigo suyo.

Disciplina y constancia, claves para afrontar un Ironman

Prepararse para un desafío deportivo de este tipo requiere mucho esfuerzo, pero sobre todo disciplina y constancia. “Mi prioridad era estudiar, no podía faltar a clase por entrenar. Me he estado levantando a las 04.30h. para estudiar dos horas y media antes de ir a clase. Por las tardes, volvía a estudiar y después entrenaba entre tres y cuatro horas”, explica este joven madrileño de 18 años. “La disciplina y la constancia son claves para afrontar un ironman. Soy disciplinado pero no pensaba que podía serlo tanto. Esta preparación me ha servido para ver que con trabajo y esfuerzo constante se puede se puede conseguir cualquier objetivo. Ha sido una fuerza de voluntad enorme que espero que siga ahí y he aprendido que con constancia se pueden lograr las metas”, indica y añade: “Si con 18 años he sido capaz de prepararme y afrontar un reto como este, ¿qué no superaré después?”.

Fue el pasado mes de noviembre cuando decidió presentarse a esta prueba deportiva. “Preparé un Power Point para contarles a mis padres el plan y la preparación que iba a seguir mientras compaginaba los entrenamientos con los estudios. Busqué dos planes en internet, uno de nueve meses y otro de tres. Comencé a entrenar hace siete meses y entrenaba entre tres y cuatro horas al día. A partir de abril, como llegaban ya los exámenes, me preparaba cinco días por semana dos horas cada día”, relata.

14 horas, 19 minutos y 30 segundos por Teresa y Xavi

Gorka reconoce que durante estos meses ha pensado muchas veces en tirar la toalla, pero tenía un fin que le impulsaba a continuar: ayudar a los demás. “Ha sido muy duro levantarse a las 4 de la mañana pero el objetivo por el que me presentaba a la carrera hacía que sacara fuerzas para continuar y seguir esforzándome” indica. “Todo el mundo sabía que tenía una sorpresa preparada para cruzar la línea de meta, pero nadie, ni siquiera mis padres, sabían de qué se trataba. El año pasado fallecieron en un accidente de tráfico los padres de un amigo mío y con esta carrera quería rendirles un homenaje”, cuenta el joven que cruzó la línea de meta con una camiseta en la que ponía “Teresa y Xavi va por vosotros”. “Fue un momento muy emotivo para todos. Ahora, al mirar atrás siento una mezcla de sentimientos muy positiva porque he ayudado a mi amigo”, concluye con la satisfacción de haber alcanzado el objetivo. ¡Enhorabuena!

Deja un comentario

Aitor 17/07/2019

Ese Sobri que tengo!!!!
Me siento muy orgulloso de ti campeón. Sigue así y no cambies.
Un beso y abrazo de parte de tu tío.
Eres un crack!!!

Carolina 17/07/2019

Mereció la pena!!
Sacrifico, constancia, disciplina y una dedicatoria muy especial:
“Teresa y Xavi va por vosotros”
Gorka dedicó su hazaña a los padres de uno de sus mejores amigos!!!
Gorka terminó su primer IRONMAN….. pero sobre todo nos ha dado a todos una lección de valores y de madurez que jamás olvidaremos.
AUPA GORKA!!!